Entradas

Hoy 20 Febrero. Aniversario de la Profesión Religiosa de Madre Carmen.

En febrero de 1885, el señor Obispo de Málaga les concede el permiso para hacer los votos perpetuos. Y Sor Carmen, con esa intuición que tienen los santos, renuncia a ello humildemente…; los harían temporales.
Después… no todas perseveraron.
La Fundadora queda desde entonces como Superiora General de la Congregación; queda oficialmente al frente del nuevo Instituto. Un cargo duro, mas confía en Dios y en el apoyo del Padre Bernabé.
Sin embargo, Dios empieza muy pronto a hacerles ver que la Consagración a Él no es verdaderamente eficaz sino en medio del sacrificio. A los pocos días, el Padre Bernabé es trasladado a Pamplona; dejaría de alentarlas con su presencia. A distancia rezaría por ella y daría a conocer la Congregación por otras regiones.
Es lógico que en la Victoria se sintiera la noticia. Sólo unos ojos esclarecidos por la fe podrían abarcar la verdadera dimensión de aquel acontecimiento. Y ahí está Madre Carmen demostrando su temple, como en tantos momentos cruciales de su vida.
Convenía que se viera palpable que la obra era de Dios, que Él se ocupaba directamente de sostenerla.
Cierto. A finales de aquel año eran ya veintiséis las religiosas en la Victoria.




Curiosidades.....

Origen de la celebración de San ValentínSe cree que es una fiesta pagana cristianizada, ya que en la antigua Roma se realizaba la adoración al dios del amor, Cupido, cuyo nombre griego era Eros. En esta celebración se pedían favores al dios a través de ofrendas para así encontrar al enamorado ideal.

LA HISTORIA DE SAN VALENTÍN NACE EN EL SIGLO III, ÉPOCA DEL IMPERIO ROMANO. VALENTÍN ERA UN SACERDOTE QUE EJERCÍA EN ROMA, DURANTE EL GOBIERNO DEL EMPERADOR CLAUDIO II, QUIEN DECIDIÓ PROHIBIR LA CELEBRACIÓN DE MATRIMONIOS PARA LOS JÓVENES, PORQUE EN SU OPINIÓN LOS SOLTEROS SIN FAMILIA ERAN MEJORES SOLDADOS Y RENDÍAN MÁS EN EL CAMPOS DE BATALLA, AL TENER MENOS ATADURAS EMOCIONALES.

El sacerdote, considerando el decreto muy injusto, desafió al emperador celebrando en secreto matrimonios de jóvenes enamorados, lo que popularizó luego a San Valentín como patrón de los enamorados. 
Al enterarse, el emperador Claudio dio orden de encarcelar a Valentín, y tiempo después ordenó que lo martirizaran y ejecutaran el 14 de febrero del año 270.